martes, 21 de diciembre de 2010

Sale el sol



"Mira que el miedo nos hizo
Cometer estupideces
Nos dejó sordos y ciegos
Tantas veces

Y un día después de la tormenta
Cuándo menos piensas sale el sol
De tanto sumar pierdes la cuenta
Porque uno y uno no siempre son dos
Cuándo menos piensas sale el sol

Te lloré hasta el extremo
De lo que era posible
Cuándo creía que era
invencible

No hay mal que dure cien años
Ni cuerpo que lo aguante
Y lo mejor siempre espera
adelante

Y un día después de la tormenta
Cuándo menos piensas sale el sol
De tanto sumar pierdes la cuenta
Porque uno y uno no siempre son dos
Cuándo menos piensas sale el sol"

Y no dudes que entonces, nosotros estaremos aquí, cerquita, para sujetarte la sombrilla.


viernes, 10 de diciembre de 2010

tempus fugit


"El futuro no es
una página en blanco
es una fé
de erratas.
De vez en cuando es bueno
ser consciente
de que hoy
de que ahora
estamos fabricando
las nostalgias
que descongelarán
algún futuro."

Mario Benedetti.

martes 21 de octubre de 2008

Tu grandeza

Pienso que no comprendes que lo comprendo todo, que todo lo que veo lo asumo como propio, lo siento como mío.
Pero, eso sí, nunca me escuchas.
Tu, precisamente tu, que sabes de mis brumas, que has secado en silencio la lluvia de mis nubes, expectante, generosa en palabras, espléndida en consuelos.
Tienes repleto el pecho, colmados los bolsillos del alma, de una pasión suave por la vida, de una fuerza arrebatadora que ocupa tus días y tus noches en los alrededores del ser humano.
A veces te rebosa y sale por tus ojos. Entonces yo te miro y envidio lo que veo.
Y no digo autoestima, ni siquiera seguridad en ti misma, que sé que no la tienes.
Ni digo tan siquiera aceptación gozosa, valoración, soporte, orgullo.
El motor que te mueve, generosa polea que empuja tu coraje de vivir es el amor.
Amas como yo nunca soñé en hacerlo, desde el fondo de un pozo que tienes ahí adentro que nunca se ciega, inmenso manantial de ternura para regarnos a todos.
Y creeme si te digo que me resultaría del todo injusto que un solo individuo, sea quien fuera, dispusiera en exclusiva de ese gigantesco caudal.
Tu mérito mayor esta en canalizarlo, ramificarlo en todas las direcciones a las que te es posible acceder desde tu cuerpecito aparentemente frágil.
Veo, veo, no te quepa la menor duda.
Pero lo que valoro es lo que intuyo.
Grandeza de espíritu es la palabra.

Y ahora, que se aproxima el blanco

seguimos fabricando las nostalgias

en donde apaciguar la fé de erratas

que intenta congelar algún futuro.


martes, 30 de noviembre de 2010

anular




Veis? Este mundo no tiene remedio.

Es mejor que no sueñes. Te arriesgas a que los sueños se te cumplan.

Me he licenciado en Traumatología y Rehabilitación sin pisar ni un solo día la Facultad.

Me fumé todas y cada una de las clases.

Eso si. De Ciencia “médica” voy servido y de Farmacopea también.

La Anatomía la apruebo por los pelos.

En Abril, Dios mediante, me “doctoro”.

http://blogandaya.blogspot.com/2005/06/cinco-lobitos-tiene.html#axzz16q1sMEGk

domingo, 28 de noviembre de 2010

compañera


“ porque yo iré adonde tú vayas y viviré donde tú vivas. Tu pueblo será mi pueblo y tu Dios será mi Dios. Moriré donde tú mueras y allí seré enterrada. Que el Señor me castigue más de lo debido, si logra separarme de ti algo que no sea la muerte".

Libro de Ruth

miércoles, 17 de noviembre de 2010

sumergida


No sabes lo que duele contemplarte

por la herida real, lealtad que sangra

borbotones de amor desde los ojos

y yo a tu lado amor , sin hacer nada.


Me encojo de a poquito, y se hace grande

esta ausencia del beso y la palabra.

Adiciono la resta de mis manos

sobre la suma negra que te tapa.


Sin abrazos te cubro, me estaciono

en el arcén que tienes a tu espalda.

Siéntete sola amor, que no estas sola

en esta soledad acompañada.


Sueño caricias tibias donde hundirte

y sacarte del agua tan amarga.

Mírame cerca, anclado a la impotencia

de esperar en tu pecho la esperanza


Si pudiera ser llanto que te alivia!

Si yo pudiera ser alguna lágrima!

No sabes lo que duele contemplarte

y yo a tu lado amor, sin hacer nada.



Pronombres


Vives en el lenguaje
y en los pronombres cobrizos,
perfectamente ámbar, perfectamente niño,
vives por duplicado en mis rodillas
y el sábado, en mi ombligo.
No importan las razones,
no olvido casi nada a medias y contigo,
me exhortas en un tiempo indefinido;
y desciendes mi vientre
a la concavidad de lo intuitivo.
Paloma Corrales
Hay palabras tan bellas que no tienen género.
Hago mias estas.
Y todas las ideas que sugieren.

martes, 9 de noviembre de 2010

Soneto Final

In the vortex of love

Por desplumar arcángeles glaciales,
la nevada lilial de esbeltos dientes
es condenada al llanto de las fuentes
y al desconsuelo de los manantiales.

Por difundir su alma en los metales,
por dar el fuego al hierro sus orientes,
al dolor de los yunques inclementes
lo arrastran los herreros torrenciales.

Al doloroso trato de la espina,
al fatal desaliento de la rosa
y a la acción corrosiva de la muerte

arrojado me veo, y tanta ruina
no es por otra desgracia ni por otra cosa
que por quererte y sólo por quererte.

Miguel Hernández

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Greguerias


Donde está la raya?

Hacia que meridiano hay que remar para poder distinguirla?.

Con que mecanismo se controla la diferencia entre el tiempo de la ternura y cuando no es tiempo de ella?.

Hay algún reloj que dé las horas del deseo?

Cuando sabe uno que está cansado de remar para morir en la orilla de si mismo?.

Como se distingue el hemisferio del egoísmo propio del ajeno?.

Como diferenciar la autoestima tuya de la de los demás, si al final cualquiera de las dos terminan por hacernos daño?

El paralelo de tu silencio solo es comparable a tus días, que siempre son idénticos y por lo tanto no interesa lo que tengas que decir?

Las ilusiones viajan siempre en carreteras de una sola dirección, o en vías de dos sentidos?

Si el mundo se divide en mitades idénticas, a que altura deberíamos colocar el ecuador para poder hacerlas iguales?

Cuantas divisiones son necesarias para hacer que se complete una persona?

Venden gafas para la plenitud?

Como puedes contestarte preguntas a las que no encuentras enunciado?

Existe alguna ley que de derecho a preguntar sobre lo que ni siquiera estas seguro de poder hacerlo?.

Donde está la raya?

Existe?.

No, no está en uno mismo. De eso es de lo único que estoy seguro. Si el límite es uno mismo, estas condenado a la soledad.

Y no, no está en los demás. Si el límite son los demás, son ellos los que se condenan a estar solos.


sábado, 30 de octubre de 2010

café caliente


En estas madrugadas siempre hay sumas

en las restas calientes de las camas.

Llueven noches a mares en las plumas

que nacen de los besos con que llamas.


Cae una inmensidad de estrellas rotas.

Se desmadejan cuerpos y amapolas.

Voy escribiendo versos con las gotas

que destilan los ecos de tus olas.


Se despereza el alba de tu sexo

en un amanecer de fuego y frío.

Ya se postra el deseo, genuflexo

se apacigua el meandro de mi río.


Hace una intensidad de cama herida.

Huele a café caliente y recién hecho.

Vas abriendo las puertas a mi vida

mientras te desayunas en mi pecho

viernes, 22 de octubre de 2010

altos vuelos


Voy saltando trincheras tan seguro

de la inseguridad y de los miedos.

Ofrezco cálices al cielo más maduro

desde la inmadurez que dan mis dedos.


Vuelo pájaros, restaño cicatrices

con el punto de cruz que dan los años.

Y los paso de grises a felices

en la infelicidad y sus aledaños.


Este esquimal que habita mis adentros

cambió de meridiano, fecha y hora.

Es el día la noche por mis centros

Sobre mis periferias no se llora.


Pesa la gravedad de imaginero

en el confín dolido del pasado.

En un taller de sol y de aguacero

tallé mis dolorosas sin brocado.


Suelto lastre, desciendo mis barrancos

al pulso de una pértiga de sueños.

Mido pasos con vocación de trancos

que nacen de zapatos más pequeños.


Pero otras noches tiemblo en el reverso,

otros días se nublan, se oscurecen.

Siento letras que faltan en mi verso

donde mis soledades enloquecen.


Hay un espejo dulce que me invita

a pasar: “Esta puerta no te inmola”.

Entro, pero la soledad me solicita

en muchas ocasiones no estar sola.

martes, 19 de octubre de 2010

presencia


Hay tardes que presiento tu presencia

en el cuarto vacío, y el perchero

ya sin brazos, ausente de tu ausencia,

sujetando en el aire mi sombrero,

da a las sombras un trazo de apariencia.


Si se me llena la soledad de frío

el hueco de tu abrigo, con urgencia

corre a cubrirme el cuerpo del rocío

con que tapo la falta de tu esencia,

donde cubro la huella del hastío.


Es un escalofrío de ida y vuelta.

Allí el perchero y yo, nuestra paciencia

nos hace imaginarte más esbelta,

más llena de matiz. La diferencia

entre el ser y el estar queda resuelta


Luego pasa la sombra y desvanece

la nostalgia de luz de la abstinencia.

En el rincón de cuarto donde crece

tu ausencia como una penitencia,

está un perchero solo que envejece

viernes, 8 de octubre de 2010

La restauración y el tiempo


Dices que se te cae y me preocupa

¡Arquitectos! Llegad os necesito.

Aparejad los planos de esta grupa

donde de vez en cuando me derrito.


Llegad los aparejadores con la lupa.

Albañiles y obreros, a mi grito

debéis de levantar. Decid Aúpa

para que no peligre mi apetito.


Levanta esa montaña, más que dura:

enhiesta, prieta y firme, reforzada.

Pon un andamio en esa abreviatura.


Luego tira los planos, que no hay nada

que sostenga el calor y la dulzura.

Deja la obra. Por mi ya está acabada.

jueves, 7 de octubre de 2010

poema en blanco



Dejo en blanco el poema
Rellenarlo de blanco es cosa tuya.
Blanco el labio, blanquísimo el fonema
que eleve y que construya
otro color distinto.
En mis versos te pinto
blanca y radiante, blanca. Espuma y ola.
Dejo volar la mano y es distinto
pintar el laberinto
blanquísimo y sedoso de tu cola.
Sueño un futuro rojo en donde fluya
un blanco fabuloso en tu vestido.
Una rosa se quema
al calor del latido
de este sueño de blanco compartido.
Alguien grita ¡ Aleluya!
y tu apareces sola
como el astro que ocupa su sistema.
Yo, satélite oscuro y deslucido
sobre tu blanco giro y me coloro.
Sueño verte de blanco y solo pido
que mientras suena el coro
este sueño incoloro
sea verdad suprema.

Felicidades. No me pasan los años.Solo te sueño en blanco.

miércoles, 6 de octubre de 2010

evaluación



“Hace frío esta mañana. Por encima de los olivos la niebla se extiende como un algodonal blanco. Llevamos aquí once largos meses, desplazados, humillados y lo que es peor muy asustados. De todo este tiempo de mensajes obsesivos, machaconamente enviados y apremiantes solo he sacado dos lecciones: La vida no es lo que parece y si; me gustaría poder vivirla echando una mano a todos lo miles de humillados y tan asustados como yo pero que están fuera de este mundo circular de botas, toques de clarín e insignias en las pecheras. El honor es la principal divisa, dicen, pero solo les cabe su interpretación del honor.”

“ Acabamos de llegar Pedro y yo. El guardagujas entro corriendo, pálido como un cadáver, balbuceando algo sobre Manolo y no se que de un accidente en la carretera de Ribarroja. Apenas pude entenderle entre su apremio sofocante y los ladridos de Laika.
Solo podemos ver el coche de Manolo ardiendo empotrado contra el pie retorcido de un olivo, siempre olivos, y su cuerpo reducido a la mitad como una masa negra e informe.
El extintor está agotado y mis manos negras y sin bello me huelen a la cocina que recuerdo entre fajina y fajina. Lloro de impotencia mientras llega una inútil ambulancia con un Jefe de Estación abrumado y silencioso. Miro a Pedro, sentado encima de capó del coche. Su inmensa humanidad se estremece. Desde sus casi dos metros caen lágrimas como las gotas grandes de las tormentas de agosto, y sin decirnos nada nos abrazamos.”

“ El Hospital Doce de Octubre es una masa gigante de hormigón desubicada y sucia. Sucia por dentro y por fuera. El olor de estos centros donde se empeñan en hacinar desgracias siempre me deja una sensación contradictoria. Imagino miserias pero también puedo sentir consuelo, ternura o miedo. Llevo aquí todo el mes controlando a Camilo, uno más de los desesperados que no tienen más cojones que jugársela para poder dar de comer a su gente. Ya poco importa que sea colombiano, que llevara 90 bolas y mucho menos la falsa dignidad del Piloto de Avianca cuando avisó que tenia una contingencia, hipócritas asquerosos, como si no supieran que trasportan cada día muchos de estos arramblados por los cárteles y la puta vida. Ahora solo importa que sobreviva y deje caer por detrás esa carga que se lo esta intentando llevar por delante.
Ayer me hablaba de Valderrama, dice que será el mejor jugador en el Mundial de Italia, y minutos después sus ojos se espantaron, perdidos en el vacío lleno de cucarachas por encima de la colcha de un color indefinido. Mansilla me dice que tranquilo, que ayer intentó arrojarse por la ventana, que es cosa de las subidas que sufre por las filtraciones.
No le dan muchas esperanzas.
Me despiertan dos noches después. Camilo a muerto. Su cuerpo moreno y fibroso no pudo soportar más. Alguien hace una broma: Ha muerto feliz, pero yo no río.”

Mañana me evalúan, dicen. Es gracioso. ¿ Quien puede evaluar una vida? ¿ Quien lo va a hacer?. Los mismos que me han apartado de mi trabajo, los mismos cuya principal divisa es el honor, su honor, ¿ que honor?. ¿ Donde estaban ellos cuando asesinaron a los chicos?
Fui un mar de lágrimas, pero su honor no estaba. Tampoco estaban en los pisos de las entregas, ni en las horas eternas de los apostaderos, ni en los momentos duros de las detenciones. No los vi en Málaga cuando los irlandeses. Ellos no conocieron a Maria, no debieron mirar sus ojos vacíos. Ellos no valoran las horas de sueño perdidas, el nudo en el alma, en el estómago y en la conciencia. Ni el sufrimiento y la renuncia por mi parte y la parte de los míos.
No voy a seguir. Ventisiete años dan para mucho y solo me quedan unas chapas de latón en el mueble del salón, la conciencia tranquila y este sabor amargo en la boca de no poder hacer lo que llenaba una vida.
Mi evaluación es que no se lo merecen.
Estamos en paz.

lunes, 4 de octubre de 2010

la corrala


Fotografía obtenida en "Galeón.com".

"Patio de Vecindad.
Ven, date una vuelta de mi mano, hermano de la pluma.
Recorreremos juntos los reinos de papel y espuma donde habitan los reyes y reinas de lo irreal y fantaseado, mitad sueños de gas, mitad querer y no poder edulcorado.
De mi mano verás las casas mas limpitas, pulcras, asépticas, monisimas, con los mismos cuadros en las mismas paredes, mueblecitos de Ikea, geranios en los patios y sabor a bencina en las tazas de loza.
Al corro de la patata jugaremos con ellos, conocerás las caras de las firmas plagiadas, no es tan difícil, mira, quirúrgica del cortar y pegar, suma y sigue que hoy me encuentras inspirado, y mi espejito dice que no hay rey como el mío, mi balcón es florido, no hueles mis jazmines.
Bacanal de culturas, aprenderemos letras, no te sueltes hermano pues pudiera que un verbo de los que pululan sueltos por los reinos de nata de los reyes y reinas de esta espiral de la vanidad te rompiera la crisma, y de paso algún que otro esquema de los que nos dejaron a los de cuarto y reválida, que senectud tan grande.
Laberintos sin minotauro, monotemas gastados, miraremos detrás de los cristales limpios los pisitos a la venta este año. Date una vuelta y gira conmigo de la mano, hermano de la tinta y la pluma, y aprenderás quereres, y pasiones, y gatos, lágrimas de un solo ojo, todos usados y lo que es peor, impostados.
La Real Academia de los pisos piloto te recibe con los brazos abiertos, pero afila tu codo y no ofrezcas el flanco que mi casa es mas chuli, mis problemas comunes se los robo al vecino y los firma cualquiera en un coment esta misma noche"

Es gracioso¡ Lo escribí en mayo del 2007, ya llovió y estoy por firmarlo ahora otra vez.
Nada ha cambiado casi cuatro años después.
El mismo patio de vecindad, con los mismos escaparates donde para encontrar una brizna de sentimiento real, propio, sentido tienes que escarbar y escarbar.
Círculos concéntricos de letras, círculos concéntricos de gente, círculos concéntricos
de temas manidos, manoseados, respuestas devueltas si me lees pero me escondo de ti para que no veas que te leo, patrañas, egolatría… En mi pueblo, que yo soy de pueblo dirían “bolliza”.
Ahora, eso si ¡eh! pintura cultureta con que tapar obviedades, por que quiero que sepas
que aquí nadie es vulgar, ni nadie es frívolo, todos somos librepensadores y auténticos.
Auténticos si, auténticos pedantes y corredores de fondo pero a la carrera a abrir StatCounter para ver quien la tiene más grande.
Dios que cansancio y cuanta vida por ahí dejada de vivir.
Ale, voy yo a medírmela,pero que no os quepa duda que la tengo pequeña.

sábado, 2 de octubre de 2010

ropa tendida


..."He dicho así a media alba
porque de nuevo la hallo,
de nuevo el aire libre sana y salva.
Fue en el río, seguro, en aquel río
donde se lava todo, bajo el puente.
Huele a la misma agua, a cuerpo mío.
¡Y ya sin mancha! ¡Si hay algún valiente,
que se la ponga! Sé que le ahogaría.
Bien sé que al pie del corazón no es blanca
pero no importa: un día…
¡Qué un día, hoy, mañana que es la fiesta!
Mañana todo el pueblo por las calles
y la conocerán, y dirán: «Esta
es su camisa, aquella, la que era
sólo un remiendo y ya no le servía.
¿Qué es este amor? ¿Quién es su lavandera?"

Claudio Rodriguez.



Tengo ropa tendida y tiendo un sueño

a la mirada expuesto, y a la vida.

Tengo la ropa limpia que te enseño.

Si me pides el alma está tendida.


Dejo mi ropa limpia y ofrecida

para el uso de un cuerpo más pequeño

En la espalda la talla conocida

y en las mangas el gesto pedigueño.


Siempre tiendo mi ropa, y con mas brío

se mueve allí en la cuerda, baila y danza

con el rigor del viento en mi azotea.


En la cuerda la ropa de lo mío

ya limpia y perfumada bailotea.

En la cuerda del fiel de tu balanza.



jueves, 30 de septiembre de 2010

paraguas

Hansel y Gretel

Ella dijo: “Acércate sin miedo

todo lo que me cubre te sostiene”

Y esa carpa gigante de su pecho,

ese paraguas tierno y espontáneo

hace de mi otra cosa.

Aunque llueva dolor, aunque la noche

deje jirones negros en mi espalda,

y los chuzos se mezclen con mis miedos,

yo me siento a cubierto y arropado.

Que es la inseguridad sino borrascas

que nos calan de dudas, que nos llegan

sin paraguas ni pecho que nos salve.



lunes, 20 de septiembre de 2010

cuarto y reválida

"End of Time". Final Toto.

Se acerca a ti y te dice “gracias”.

Y no sabe que más decir, por que no le caben las palabras en la boca.

Pero la mano en tu hombro, la risa de su cara, la expresión de su cuerpo dolorido

y ya viejo expresan el alivio y la paz, el agradecimiento y el descanso, la culminación de su vía dolorosa desde las entrañas de su matriz doliente.

“Gracias” y te mira de frente, de hito en hito, con el orgullo en los ojos y la calidez dentro del pecho que apenas le deja coger un poquito de aire.

Ella a puesto punto y final a su tiempo de desvelos, de agonías, de calvarios callados y obsesivos. Nadie como una madre, nunca como mi madre.

Y tu, tan poquilla cosa, tan enorme mujer, dices que no hay de que, que no eres nada.

Pero ya está aprobado, como en los años viejos de cuarto y reválida.

Tienes su aprobación y has sido su reposo.

Lo tiene bien ganado.

Es el fin de unos tiempos y el inicio del mundo.

Ninguna de las dos me mirabais.

Entonces a mi, se me escaparon dos lágrimas.



viernes, 17 de septiembre de 2010

la piel


“…Un beso apenas, un leve,
ya risueño fulgor que lento acaba:
la piel que se contrae. La sangre
toda y los sudores hablan. .”

Jaime Labastida.


No es que me haya secado

Tan solo es que tu piel se bebe mis palabras.

El horizonte extiende su manto reposado

donde aplica el dominio la línea de tus ojos.

No se retira el tacto por fin multiplicado

en este mar de dedos en que me has convertido.

Y esta boca de nata, su papilar bocado,

ya torrencial chubasco palpitante,

sobre ti se derrumba, en tu piel agoniza.



miércoles, 25 de agosto de 2010

blanco


Malevitch blanco

Hoy no quiero escribir, ni siquiera pensar. Para eso está mañana, o pasado.

Hoy estoy blanco.

Hoy la tinta endureció su costra en mi tintero y las ideas con su lienzo vacio

están mucho mejor.

El molinete se ha parado, el agua es de los ríos, o las fuentes, o las bañeras gigantes, el agua es de la playa, por que en mi noria hoy posiblemente los cangilones solo suban angustia.

Mejor dejar ganar al blanco.

Hoy apuesto mi postura al blanco de la calma, de la paz y la risa.

Mañana Dios dirá












































martes, 24 de agosto de 2010

la sed del agua


Hay sitios donde te encuentras y encuentros donde te pierdes.

Existen soledades donde no estamos solos y multitudes adonde no ves a nadie.

Hay silencios que atruenan y sonidos callados.

Hay fuegos que refrescan y fríos que achicharran.

Después está el agua.

El agua siempre seca, moja, acalora, refresca o vigoriza.

Hay aguas que se beben sin haberlas probado, que te entran por los poros con tan solo un vistazo.

Otras aguas se mecen en la frescura honda y bailan con las ondas cuando metes un dedo.

Hay aguas con burbujas, chispeantes y alegres cuando acogen dos cuerpos, será que se trasmite aquello tan extraño que dimos en llamar felicidad.

A veces las aguas nos nacen a nosotros, nos convierten en manantiales orgánicos. Tan solo una caricia en el lugar correcto, en el momento justo, para derramarnos en agua de la vida.

He visto esos lugares, he oído esos silencios.

He acallado el sonido y he quemado los fríos donde el calor refresca.

Y nunca, en esas veces, jamás estuve solo.

El agua es otra cosa.

Hay cales que contienen una porción de agua, y el hombre más que agua es cal en carne viva.

El agua tonifica, revive, satisface.

Hay algo que no moja: la cruda realidad.

Me he bañado en tus aguas, me he bebido tu esencia, calando hasta los huesos de tu agua mi querencia.

Te he soñado mi estanque, mi fuente cantarina, te he querido mi alberca donde poder nadar.

Después, en este nuevo día, se impone la sequía.

El agua es un tesoro encerrado con llave y su carcelero tiene el corazón a rosca.

¿ Por que cerrar el grifo? ¿ Por que secar la fuente?

Esta noche pasada soñaba con un baño, con los chorros de risas, con los litros de ansias,

con las bocas abiertas y los pies y las manos arrugados.

Con una playa grande con vocación de cama, allí donde dos náufragos callaban para no ser encontrados jamás.

Siempre estoy en las nubes, me cuesta ser real.

Y ya ves, hoy, como ayer, me encuentro empapado de realidad.



jueves, 19 de agosto de 2010


Se me queda flotando, desairado
tras la vidriosa espera, tras el ansia,
y mansamente siento que fallece.
Los lirios de los ojos arrasados,
los dedos impregnados de fragancia
de un velo de cristal que se estremece.
Erizado el trastorno que enloquece
mientras pasa la nube.
Se me derrama, sube,
aumentando la certeza del abrazo.
Más queda roto el lazo,
defraudada la luz, roto el encanto,
cerrando la esperanza de un portazo
mudando tu promesa en seco llanto.

Hacia que purgatorio me conduces;
En que estatua de sal me has trasformado,
desnortado, confuso, y aterido.
En que macabras horas me seduces
y te alejas de mi, fuego apagado
que dejas cabizbajo y ofrecido.
Abandonas el nido
con un gesto fugaz, casi liviana
mordida la manzana,
volátil, escarchada, vaporosa…
Como muere una rosa
en la mañana gélida de invierno
mi pasión languidece, se reposa
condenada a los fuegos de tu infierno

¿Que ceguera demente me conmueve?
¿Que promesa de acíbar de locura
que deja boquiabierto mi sentido?
La planta de tu huella pasa leve,
el roce de tu pelo me tortura
dejando atrás el beso prometido.
Trastornado y herido
abandonado, inerme, insatisfecho,
despojado de todo mi derecho,
doliente, suplicante y frío
me asomo al desvarío
que tu desdén en mi provoca.
El rojo de tus labios es el río
que se niega a inundarme la boca.


lunes, 16 de agosto de 2010

saturno

Saturno devorando a sus hijos. Rubens.


Silencio.

Es mejor el silencio.

Yo Saturno, devorador de hijos, de su pan y sus sueños

es mejor que me cubra de silencio.

La inmensidad de Coelus, sus luces y sus sombras, sus tormentas, sus nubes, me condenaron a la contemplación y la obediencia. Los hijos de los dioses suelen ser cobardes, la solución menos dolorosa contra la omnipotencia.

No es fácil ser hijo de un Dios. Mientras tanto Tellus, la madre tierra observaba impotente, cálida y transparente, minimizando daños y Rea no ayudó mucho, casquivana y volátil.

Yo, Saturno, trasegador del vino, solicito silencio.

Heme aquí reducido a la condición de simple mortal, en una digestión repetitiva

de la parte de mi que más quería en busca del refugio, del Lacio prometido, donde empezar de cero.

No reclamo el derecho de defender mis actos, pues aun siendo dios en el pecado llevo la penitencia y sellaré mi boca. Los actos de los dioses por estos serán juzgados.

Y no pido clemencia, del cielo no me vino y no la reclamé.

Justo es que responda por ello.

El pan de mis hijos no fue muy nutritivo y ahora que empiezo a estar gordito es justamente cuando como de otras cestas.

La transición de divinidad a humano la llevo como mejor puedo y reconozco que

haya ciertas cosas de los hombres que no puedo entender.

Silencio, murieron los dioses, sin un solo responso. Silencio

Es mucho mejor así.


domingo, 15 de agosto de 2010

el niño de la noche


Riéndose, burlándose con claridad del día,
se hundió en la noche el niño que quise ser dos veces.
No quise más la luz. ¿Para qué? No saldría
más de aquellos silencios y aquellas lobregueces.

Quise ser… ¿Para qué?… Quise llegar gozoso
al centro de la esfera de todo lo que existe.
Quise llevar la risa como lo más hermoso.
He muerto sonriendo serenamente triste.

Niño dos veces niño: tres veces venidero.
Vuelve a rodar por ese mundo opaco del vientre.
Atrás, amor. Atrás, niño, porque no quiero
salir donde la luz su gran tristeza encuentre.

Regreso al aire plástico que alentó mi inconsciencia.
Vuelvo a rodar, consciente del sueño que me cubre.
En una sensitiva sombra de transparencia,
en un íntimo espacio rodar de octubre a octubre.

Vientre: carne central de todo lo existente.
Bóveda eternamente si azul, si roja, oscura.
Noche final en cuya profundidad se siente
la voz de las raíces y el soplo de la altura.

Bajo tu piel avanzo, y es sangre la distancia.
Mi cuerpo en una densa constelación gravita.
El universo agolpa su errante resonancia
allí, donde la historia del hombre ha sido escrita.

Mirar, y ver en torno la soledad, el monte,
el mar, por la ventana de un corazón entero
que ayer se acongojaba de no ser horizonte
abierto a un mundo menos mudable y pasajero.

Acumular la piedra y el niño para nada:
para vivir sin alas y oscuramente un día.
Pirámide de sal temible y limitada,
sin fuego ni frescura. No. Vuelve, vida mía.

Mas, algo me ha empujado desesperadamente.
Caigo en la madrugada del tiempo, del pasado.
Me arrojan de la noche. Y ante la luz hiriente
vuelvo a llorar desnudo, como siempre he llorado.

Miguel Hernandez

miércoles, 11 de agosto de 2010

tabulae nuptiales



No precisas del blanco, de una túnica recta
ni bullas en tu cuello. Tienes el arca llena.
La vida, en una ofrenda a la diosa correcta
pone en tela de juicio los auspicios de pena.

Ni siquiera precisas que parezca perfecta
la redecilla roja que envuelve tu melena.
Más radiante te miro, sobre mi se proyecta
esa luz en tus ojos con brillos de patena.

Nupcial, pero sin ramo y boda, sin anillo.
No me hace falta el velo, ni el castillo,
ni que tú me parezcas al borde del desmayo.

Lazos que mezclan tu rojo y mi amarillo,
nudos fuertes sin cuerda, madejas sin ovillo.
Eres mi esposa:” Ubi tu Gaia, ego gaio”

viernes, 6 de agosto de 2010

aprendiz de brujo (revisión)


No se hizo la ocasión para aprendices…
Si tienes el estante tan vacío,
-los sapos macerando, cicatrices,
moraduras y marcas del hastío-

tu caldero se torna pesimista.
Harto y ciego de proferir conjuros,
de iluso corazón, ilusionista,
ayuno de la magia de lo puro
que en el aire me deja una palabra:
¡No hay nada por aquí, te lo aseguro!
Toc, Tic, veras! Abra Cadabra!

Y después del conjuro
el triste trapecista
de un solo y simple movimiento
aparece en el fondo de la pista,
en el rincón más apartado y más oscuro.
Allí donde su pobre encantamiento
está seguro.

No manejas los resortes en el mundo
con el caldero medio lleno.
No se nace a la luz en un segundo.
Lo malo y lo agradable de ser bueno
en pruebas y en intentos,

en intentar pociones

y otros encantamientos

con el fondo del caldero tan profundo

en muchas ocasiones

te dejan más vacío de tan lleno.

Brotan de la marmita decepciones
-los logros son alucinaciones-

mira el relámpago y el trueno.


Este sombrero a veces queda enorme
para este Merlin de pacotilla.
Un aprendiz sin otros privilegios
que un gorrito de papel deforme
que deforma a su vez los sentimientos
Solo un encantador sin sortilegios

que nunca está conforme.
Una varita rota, una cerilla
y más que encantamientos
sacrilegios.



Related Posts with Thumbnails